sábado, 9 de mayo de 2009

TRATAMIENTOS PARA EL CÁNCER



Con predicciones de que la incidencia del cáncer aumentará 50% a través de los siguientes 20 años, tiene sentido conocer algo m ás sobre los tratamientos actuales y los avances a futuro.


Con poco más o menos 200 tipos diferentes de cáncer que afectan a cuatro de cada 10 personas en algún momento de su vida, no es fácil hallar un tratamiento eficaz para el cáncer de una persona en particular. El cáncer oral alcanza un alto índice de mortalidad por número de casos en contraste con el cáncer mamario, el cervicouterino y el melanoma cutáneo. Asimismo, poca han mejorado las tasas de supervivencia a través de los últimos 30 años. La quimioterapia y la radioterapia son ahora muy conocidas como tratamientos de algunas formas de la enfermedad. Sin embargo, poco se sabe sobre los demás tratamientos utilizables e incluso menos acerca del desarrollo de otros tratamientos del cáncer.


Tratamientos actuales


Muchos son los regímenes disponibles actualmente para atender distintos tipos de cáncer. En resumen, se habla de:


Tratamiento biológico—proteínas producidas por el cuerpo estimulan los mecanismos de defensa del propio cuerpo con el fin de combatir a las células cancerosas.
Factores hematopoyéticos de crecimiento—proteínas elaboradas naturalmente en el cuerpo estimulan a la médula ósea para que fabrique las diferentes clases de células sanguíneas—p.ej., eritrocitos o leucocitos —para que el cuerpo pueda combatir la infección.
Trasplantes de células madre y de médula ósea—sirven para tratar las leucemias y permiten que el paciente reciba dosis más altas de quimioterapia, para mejorar las posibilidades de curar la enfermedad.
Medicamentos hormonales individuales—interfieren con la producción o el efecto de hormonas particulares en el cuerpo que actúan como mensajeros químicos y ayudan a controlar la actividad de células y órganos.
Anticuerpos monoclonales—se usan para destruir ciertas clases de células cancerosas, en tanto causan poco daño a las células normales.
Tratamiento fotodinámico—nueva terapéutica que abarca a un agente fotosensibilizante que hace a la células más sensibles a la luz y, al producir esto, causa la destrucción de las células cancerosas cuando se dirige una luz láser sobre una zona cancerosa.


Cirugía—sirve para eliminar los tumores y tejidos próximos que pudiesen contener c élulas cancerosas. Y, finalmente, Estudios clínicos—prueban nuevos tratamientos y exploran novedosas combinaciones de tratamientos presentes o cambios en la manera en que son administrados a fin de hacerlos más eficaces o para reducir los efectos secundarios.


Medicamentos en desarrollo


De manera constante, se analizan nuevos fármacos para tratar el cáncer, y han de pasar por varias fases de investigación en la forma de ensayos o estudios clínicos. Estos sirven para precisar una dosificación segura, determinar cuáles pueden ser los efectos colaterales y establecer contra qué tipos de cáncer pueden servir. Cuatro de los medicamentos que actualmente se encuentran en desarrollo son:
Adept (Tratamiento enzimático con pro-fármaco dirigido por anticuerpos)
Adept pertenece a un nuevo grupo de medicamentos llamados anticuerpos monoclonales. Es un tipo de tratamiento localizado y dirigido mediante un anticuerpo monoclonal que lleva una enzima directamente a las células cancerosas. Pocas horas después de administrar el anticuerpo, se aplica el pro-fármaco. Cuando entra en contacto con la enzima, ocurre una reacción que activa el medicamento anticáncer y destruye las células cancerosas, dejando intactas a las células sanas.


Iressa


Es un compuesto químico elaborado por el ser humano que se encuentra en sus fases incipientes de investigación. Los primeros ensayos indican que puede contraer parcialmente los tumores cancerosos en pacientes con cáncer avanzado que ya recibieron tratamientos estándares contra su tipo particular de cáncer. Actualmente, si bien Iressa genera expectativas como tratamiento, los investigadores intentan establecer por qué si puede reducir el tamaño de un tumor carece de un efecto duradero. En consecuencia, después de un periodo breve, el tumor puede aumentar nuevamente de tamaño. Los grupos que trabajan con este medicamento experimentan con su dosificación a fin de tratar de mejorar su desempe ño.
STI 571 (Glivec)
De nuevo, este medicamento es elaborado por el ser humano y el motivo de estudios clínicos en pacientes con ciertos tipos de leucemia. Opera bloqueando las señales en las células cancerosas y evitando una serie de reacciones químicas que causan el crecimiento y la división celulares. Hoy en día, STI 571 carece de autorización para el uso sistemático y, por ende, sólo est á disponible en los centros que participan en estudios clínicos.


Talidomida


Fue muy conocida en la década de los 60, debido a su empleo para tratar los mareo del embarazo, pero generando defectos congénitos. Éstos fueron causados por la capacidad de la talidomida para interferir con la producción de nuevos vasos sanguíneos. Como tratamiento del cáncer, los investigadores esperan usarla para evitar que los cánceres produzcan nuevos vasos sanguíneos, privando así al cáncer de oxígeno y nutrientes y motivando que el tumor se encoja.
Adelantos científicos para tratar el cáncer oral
A través de los últimos 18 meses, Smile-on ha comunicado varios adelantos científicos que ayudan a combatir el cáncer oral. En agosto de 2000, los experimentos más recientes efectuados con Foscan (tratamiento fotodinámico medicado), producto de la empresa Scotia Pharmaceuticals, indicaron que podría ser un tratamiento muy importante en la terapéutica del cáncer de la cabeza y el cuello.


El tratamiento fotodinámico, véase arriba la sección sobre tratamientos modernos, emplea luz a fin de activar medicamentos fotosensibles en la terapéutica del cáncer y otras enfermedades. Los estudios indican que Foscan es un procedimiento eficaz con morbilidad mínima y resultados estéticos adecuados.El sistema ploidia DNA Fairfield [Fairfield DNA Ploidy], de la corporación Medical Solutions, permite anticipar si un paciente con leucoplasia oral encara el riesgo de presentar cáncer. La tecnología para producir imágenes digitales sirve para analizar los núcleos celulares a partir de una biopsia de cada paciente y calcular la cantidad de DNA por célula. Se encontró que personas con una cantidad normal de DNA por célula enfrentaban un riesgo bajo de sufrir cáncer (porcentaje de supervivencia: 97%), en tanto que otras con placas blancas y cantidades anormales de DNA encararon un riesgo alto (porcentaje de supervivencia: 16 por ciento).


El tratamiento genético sigue teniendo una función importante en la medicina, no siendo menor en el caso de la terapéutica del cáncer. Recientemente, científicos encontraron que las interleucinas IL-2 e IL-12—dos proteínas del sistema inmunitario—combatieron con eficacia tumores orales en ratones. Los investigadores estiman que dicho régimen alienta muchas esperanzas en el tratamiento del carcinoma de células escamosas de la cabeza y el cuello en el ser humano. Asimismo, el verano pasado se descubrió que un nuevo oncogene, llamado GKLF, podría tener una función clave en la producción del cáncer oral. Los investigadores hallaron que la expresión de GKLF es peculiar para el cáncer oral y el mamario. Por medio de pruebas, encontraron que cuando GKLF se sobreexpresó en ratones, éstos presentaron los cambios iniciales de malignidad y, al final, cáncer evidente. En la actualidad, este nuevo gene será un blanco terapéutico para el descubrimiento farmacológico y otras estrategias de tratamiento.


Terap éuticas alternativas


Nuevos descubrimientos en el tratamiento del cáncer se centran no sólo en la medicina ordinaria. En la premura por obtener la cura del cáncer, es posible pasar por alto los productos naturales y descartarlos en la lucha contra una enfermedad tan agresiva.
En diciembre, la Academy of General Dentistry informó de un nuevo estudio que identificó que tan sólo hacer pasar por la boca té verde detuvo el crecimiento de nuevas células del cáncer oral, además de deteriorar y matar a las células presentes del mismo. Antioxidantes (polifenoles) en el té operan para eliminar los radicales libres o los oxidantes y evitan las mutaciones genéticas. Como bono agregado, los polifenoles pueden eliminar a la células cancerosas sin dañar a las normales e inhibir su crecimiento. De igual manera, un compuesto químico presente en el tomate puede evitar o tratar el cáncer oral. Asimismo, se encontró que un derivado de la soya contrajo los crecimientos anormales que derivan en c áncer.


GRAVIOLA O GUANABANA PERUANA. AUXILIAR EN CASOS DE CANCER HEPATICO, PANCREAS, MAMAS, COLON, PULMÓN, RIÑONES. ETC. O PACIENTES BAJO QUIMIOTERAPIA. Los estudios señalan tambien que la graviola es 10, 000 veces mas efectiva que el Adriamicyn que es usada en la quimioterapia y que ademas actua en forma selectiva, ya que mata unicamente las celulas cancerosas sin dañar las sanas. Ello no ocurre en el tratamiento antes mencionado y que se demuestra con la caida del cabello. hay indicios que el uso de la guanabana controla en 48 horas el crecimiento de un tumor La Guanabana es la planta anticancerígeno mas poderosa del planeta, utilizada desde hace mas de 40 años en Estados Unidos, Europa y en Asia. Centenares de trabajos de investigación en mas de 20 laboratorios del mas alto nivel científico realizados por el instituto Nacional del Cáncer, National Health Center y la Purdue University de Estados Unidos y la Facultad de Ciencias Medicas de la Universidad Católica de Corea del Sur


Es probable que combinar los remedios antiguos con los avances científicos occidentales sea el camino correcto para encontrar una cura eficaz del cáncer. La combrestatina—medicamento anti-cáncer elaborado con la corteza de un árbol africano—funciona en diferentes estudios por medio de efectos espectaculares. El ingrediente activo extraído de dicha corteza ataca a los vasos sanguíneos que crecen con los tumores, en tanto deja intactos a los vasos sanguíneos normales.





¡ DIOS LES BENDIGA !





No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada